16 junio 2015

Luna Nueva

Desde hace mucho tiempo se sabe que la Luna tiene múltiples efectos en la Tierra. 
Influye en las Mareas, en el crecimiento de las Plantas y en el comportamiento de Animales y Personas. 
De hecho el ciclo menstrual de la mujer, generalmente es de 28 días al igual que un Ciclo Lunar.





La Luna Nueva, a pesar de ser la Luna Negra, u Oculta... tan relacionada con las cosas oscuras desde la inquisición, no es más que La Luna sin iluminar ya que se sitúa entre el Sol y la Tierra en esta fase, renaciendo, comenzando un nuevo ciclo. 
El hecho de que desde nuestro pequeño planeta no podamos verla es lo que hizo que aquellos que le temen a lo que no conocen, la relacionen con la oscuridad.
De hecho, nada mas lejos que ésta Luna Nueva, de ser algo que favorece las cosas malas. Por el contrario, es la luna perfecta para comenzar cosas, es una Luna de Inicio, cuya energía podemos aprovechar (y agradecer) para pedir ayuda en aquello que deseamos comenzar. 
Es maravillosa para todo lo que crece, las plantas, los animales y los humanos. Se dice que si  la primer fase del ciclo menstrual de la mujer comienza o transcurre durante una Luna Nueva, ese período puede ser más fértil de lo habitual. Del mismo modo es un buen momento para sembrar. 

Tanto es así que para las culturas ancestrales, como los Egipcios o los Celtas, la magia tenía lugar en estos momentos sagrados en que las mujeres se acercaban a la Diosa madre y rogaban su ayuda para sanar alguna enfermedad, mejorar la cosecha, tener hijos o alcanzar dones espirituales. Claro está que hablamos de dos culturas para las cuales las mujeres estaban tan cerca de la divinidad como los hombres, y en algunos temas esa magia divina era solo obtenida a través de ellas. 







Desde lo psicológico,  Vicente Cassanya en su libro ¨El gran libro de La Luna¨ nos dice: 

¨Al reunirse el Sol y la Luna marcan el inicio de un nuevo ciclo, por lo que es un buen momento para hacer nuevos propósitos y tratar de empezar cualquier proyecto, asunto o propósito con buen pie.
El organismo está mejor dispuesto para su desintoxicación. Por tanto, serán días favorables para emprender algo nuevo, sobre todo para abandonar hábitos y costumbres que pueden ser perjudiciales para nuestro organismo, como dejar de fumar. También son días bastante adecuados para quien quiera hacer un ayuno. Psicológicamente, hay más serenidad para superar cualquier carencia o eliminar algo que haya en exceso. ¨

Para que esta nota sea útil, además de informativa, les dejo algunos tips. 


Mejor momento del mes para: 
Desprendernos de hábitos que nos resulta difícil soltar.
Cerrar situaciones emocionales o psicológicas. Comenzando una nueva manera de relacionarnos con eso. 

Si queres conectarte con tu yo interno, es un momento perfecto para:
Practicar un ayuno.

Terapia de sanación:
A través de una meditación formular un deseo para el cuerpo, los sentimientos o el amor.

Particularmente, si estás con algún tema en relación a tus órganos reproductores, es el mejor momento para entregar esa preocupación a Gaia o Pacha-mama (como te guste llamar a la madre tierra) y agradecerle la oportunidad de recibir su ayuda. Le pedimos a la tierra porque la Luna influye en todo lo que pasa en la naturaleza, la energía conjunta de ambas es la que mantiene los ciclos de la vida.

Una linda oración para esto es:
Suelto mi miedo, para abrazar la libertad.
Suelto mi dolor, para abrazar la alegría.
Suelto mi enojo, para abrazar la compasión.
Suelto mi pena, para abrazar la paz. 

Tip: Si lo hacer regando una planta de tu jardín o maceta es mucho mejor.


Lo más importante en esta Luna es agradecer la oportunidad de volver a comenzar. 

Abrazo. 
Gaby